Crisis en Venezuela: ONU recibe denuncias de graves torturas

Representante de Naciones Unidas afirma que son dos o tres los casos de tortura, pero que son más los de abuso de autoridad

El Relator Especial de la ONU contra la tortura, el argentino Juan Méndez, recibió nuevas denuncias sobre presuntos casos de abusos a los derechos humanos en Venezuela, según la entrevista que dio a la AFP en Ginebra.

El relator, que se encontraba en la ciudad suiza para la presentación del informe anual de su Relatoría afirmó que recibió más descargos y de todo tipo, "afortunadamente pocas, pero tratos muy severos de tortura", contó para AFP.

Tras presentar su informe ante el Consejo de Derechos Humanos de la ONU, aseveró que ya se comunicó con el Gobierno venezolano, él y otros relatores, sobre la situación que ocurre en ese país, pero que aún no tienen respuesta.

"Estamos esperando la respuesta del gobierno, por supuesto, sobre la comunicación que hemos hecho, que incluía varios episodios distintos, empezando los primeros días de febrero, pero decidimos hacerla pública porque la situación continúa", subrayó Méndez.

ACUSACIONES GRAVES
Respecto a los cargos sobre abuso de autoridad de parte de la Guardia Nacional Bolivariana, el relator afirmó que "hemos encontrado suficientemente creíble la denuncia como para iniciar esa comunicación, pero estamos por supuesto a la espera de la respuesta del gobierno”.

Sobre los tipos de imputaciones que han sido emitidos, Méndez comenta que "los casos que yo calificaría de torturas son dos o tres, pero eso no quiere decir que no haya más. Los que trajeron a mi conocimiento son dos o tres", reiteró el relator.

En cambio, "son muchos más los que tienen que ver con el uso excesivo de la fuerza en la represión callejera, que también caen bajo mi mandato", advirtió el Relator Especial, quien reiteró su deseo de efectuar una visita a Venezuela.

Si bien ya envió una invitación para ingresar al país convulsionado, Méndez afirmó que “independientemente de que podamos visitar o no, también vamos a seguir insistiendo con nuestras comunicaciones", recalcó Méndez.